Blogia
. . .

desarrollo sostenible

más ojos

más ojos

Anoche. Por ahí.

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

Amateur

Amateur

Siempre me gustó mucho la palabra "AMATEUR".
Y hoy, dándole vueltas, me he dado cuenta de que se parece mucho a la palabra "AMANTE".
¿Habrá alguna relación de parentesco entre ellas? ¿Madre-hija? ¿Primas lejanas? ¿Hermanas de distinto padre?
¿O simplemente se parecen, como un huevo a una castaña?

.

He buscado en el diccionario de la RAE y no me ha aclarado nada.


.

.
Casi mejor.


10 en 1 (sette)

10 en 1 (sette)

la ventana.

10 en 1 (cincue)

10 en 1 (cincue)

sordos ruidos.

10 en 1 (prima)

10 en 1 (prima)

Siguiendo el desafío swibeliano


en un metro cuadrado de curro.
esto es lo que hay.

Himno

Himno


.

.

:

Sobre la palma de mi lengua
vive el himno de mi corazón,
siento la alianza mas perfecta,
que en justicia me une a vos.


La vida es un libro útil
para aquel que puede comprender,
tengo confianza en la balanza
que inclina mi parecer.

Nadie quiere dormirse aquí
algo puedo hacer,
tras haber cruzado la mar
te seduciré.

Por felicidad yo canto.

Nada me abruma ni me impide
en este día que te quiera, amor,
naturalmente mi presente busca flores
y es de a dos.


Nada hay que nada prohíba,
yo te veo andar en libertad,
que no se rasgue como seda
el clima de tu corazón.


Nadie quiere dormirse aquí,
algo debo hacer,
tras haber cruzado la mar
te seduciré.

SÓLO POR AMOR YO CANTO.

.

.

.


Los abuelos de la nada.

Pequeño incidente (casi mortal)

Pequeño incidente (casi mortal)

De pronto el viejo Caraperro interrumpió lo que estaba diciendo, abrió grandes los ojos, se llevó la mano derecha a la garganta y dijo:
AGHH HHHH GHHHGH GHGGGGG...
Y todo lo demás pasó en un abrir y cerrar de ojos.
¡SE ESTÁ AHOGANDO! gritó la vieja Caraculo. ¡QUE ALGUIEN HAGA ALGO!
Y el camarero Flacucho hizo algo. Tiró la bandeja con los capuchinos, se puso detrás del viejo, le pasó los brazos por debajo de los sobacos y le estrujó el tórax con todas sus fuerzas:
AGGHHHHH... El viejo sonaba como un acordeón pinchado. Flacucho lo exprime otra vez, como a un limón gigante:
GGGGGGGGGGGHHHH... La cara del viejo pasó del blanco papel al rojo sangre en 0,2 segundos.
Otra vez lo intenta Flacucho. ¡Ahora con todas sus fuerzas!
AGGGGGGGGGGGGGGGGGGGGGGGGGGGGGGGGGGGHHH... COF, COF...
Entonces de la garganta del viejo Caraperro salió escupida esa palabra que se le había atragantado:
GRACIAS.
Era una palabra pequeñita, fácil de pronunciar, pero por falta de costumbre, al viejo aquel se le había atravesado y casi acaba con su vida.
En fin.
Poco a poco todo volvió a la normalidad.
HA SIDO SOLO UN SUSTO. dijo la señora Caraculo.
VÁMONOS DE AQUI. dijo Caraperro.

Y un momento después ya nadie recordaba lo sucedido.

.

.

.

Resaca

Resaca


. . .

Esta mañana, como todos los días, me lavé la cara e intenté buscar mi reflejo en el espejo. Pero no lo encontré. Esta vez, del otro lado del cristal, había un extraño. ¿Como explicarlo? Exteriormente se parecía a mi, sus ojos, su boca, el tamaño de su cabeza, eran exactamente los que yo conocía. Pero, ese no era yo. Su mirada, sus gestos, su forma de ocupar el espacio, era diferente... Parecía... extranjero.
Y no sabía repetir mis gestos como mi anterior reflejo. Todo lo hacía con cierta torpeza e inseguridad. Con un poco de retraso. Como dudando.
Es normal, pensé. No me conoce. Le pregunté que hacía allí y después de un rato me contestó que mi antigua imagen se había aburrido de ser una vulgar copia mía y que se había marchado a recorrer mundo. Y me dijo también que, si me parecía bien, él intentaría ser como yo (en realidad no estoy seguro si dijo eso o todo lo contrario, porque mi nueva imagen habla en un idioma que yo jamás he oído).
En fin. Resumiendo... Me rasqué la cabeza y él hizo lo mismo, sonreí y el también.

Intentaremos llevarnos bien.

.

.

.

Me pareció ver un lindo gatito

Me pareció ver un lindo gatito


En casa de mis padres siempre hubo muchos animales. Teníamos un jardín muy grande y mi padre no sabía decir que no. Recuerdo por lo menos 7 perros (Sultán, Moro, Terrible, Negro, Angie, Afro y Chiquita), un zorro (llamado El Zorro), un carpincho (el Púas), un pavo real (Sr. Dominguez), dos corderitos (Blanco y Rico-Rico) e innumerable cantidad de gatos.
De uno de esos gatos va esta historia.
Se llamaba Sombra y (como podréis imaginar) era negro como la conciencia de un cura.
Una tarde de verano empezamos a oír un ruido extraño en el tejado de nuestra casa. Un sonido lastimoso e insistente que en un principio no asociamos con nada. Llegada la noche el sonido no cesaba, y no sólo eso, sino que parecía subir de intensidad.
Fue entonces cuando mi hermano preguntó:
- ¿Donde está Sombra?
Pero como estaba por empezar el capítulo de la Pantera Rosa por la tele decidimos que estaría "por ahí" y nos olvidamos del tema. Finalmente llegó mi padre y mi madre le dijo:
- No sé que pasa en el tejado. Debe haber algún pájaro herido o algo. ¡Nos está dando una tarde...!
Total, que mi padre puso la escalera, subió al tejado y le oímos gritar:
- Hostias, hostiaaaaaaaaaaas, hoooooooooossssssssstiaaaaaaaaaaaaaasssssss!!
Allí estaba Sombra. Se había tumbado a tomar el sol, se había quedado dormido y al despertase se había dado cuenta de que estaba literalmente pegado al techo por culpa del alquitrán derretido. No había forma de despegarlo. Mi padre pidió unas tijeras, luego un cutter, luego bajó a por disolvente... Al final, un buen rato despues, escuchamos un terrible grito:
- AAAAAAAAAAAAAAAAAGGGGGGGGGGRRRRRRRRRRGGGGGGGGGGGGGG!!!!
Y mi padre bajó con el gato envuelto en un paño. Recuerdo que no nos dejó verlo, así que imaginamos lo peor. En la clínica veterinaria le pusieron cremas y lo vendaron de cabo a rabo (nunca mejor dicho). Los siguientes días tuvimos que meterle la medicina y la comida en la boca, hasta que poco a poco se fue recuperando.
Ahora viene lo cachondo de esta historia:
Cuando le quitamos las vendas al viejo Sombra, todo el pelaje del lado que se había quedado pegado era de color PLATEADO. No gris... Plateado. Como un metal cromado. Es decir, a ver si me explico, ese gato brillaba. Era realmente increible. Nunca más, desde aquellos días, he vuelto a ver ese color en ningún ser vivo. Pero lo más divertido de la historia, y lo realmente curioso, es que cuando el gato se cruzaba contigo, digamos, de derecha a izquierda era negro, pero cuando se cruzaba hacia el otro lado, de izquierda a derecha, era del otro color. Parecían realmente dos gatos distintos. De hecho, a mi madre se le ocurrió la idea de ponerle dos nombres. A partir de ese día cuando el gato iba para allá se llamaba Sombra y cuando venía para acá, Reflejo.
Sombra y Reflejo. Dos en uno. Hubo mucha coña en el barrio con este tema, algunos vecinos supersticiosos discutían si traería buena o mala suerte ver al gato, según si iba o si venía. Pero, en fin, sobre ese tema no llegaron a ninguna conclusión seria.
Después... paso el tiempo, y en un año o dos Sombra cambió el pelo varias veces y Reflejo fue desapareciendo. Hasta que llegamos al día de hoy en que ya no estoy tan seguro si todo esto realmente pasó o fue producto de una calurosa siesta de verano.


.

.

¿Te gusta conducir?

¿Te gusta conducir?


Si supusiéramos que la vida fuera una carretera podríamos imaginar que al mirar por el espejo retrovisor deberíamos ver siempre el pasado. Pero no es así. Si pisamos el freno o aminoramos la marcha, es posible que mirando hacia atrás veamos el futuro.

.

.

Regreso al futuro

Regreso al futuro


.

.

- Creedme niños... En el pasado, cuando no había scanners, ni cámaras digitales, los artistas creaban obras de arte con sus propias manos.
- ¿¿¿ ???
- Y no había ordenadores que hicieran pasar a los memos por sabios gracias a su trivial pericia en el manejo de la tecnología...
- ¡¡Mamaaaaaaaaaa!! ¡¡¡¡El abuelo nos está molestandoooooooooo!!!!

.

.

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

Consultorio sentimental del Doctor nadie

Consultorio sentimental del Doctor nadie


.

No me gusta hacer uso de este poderoso medio de comunicación masiva para temas personales,
pero por esta vez y sin que sirva de precedente voy a hacer una excepción:

Briconsejo para tusabesquien:

Si tropiezas y no caes, avanzas más rápido.


.

.

.

.


Y eso es to, eso es to, eso es todo amigos.
Nos vemos en el bar.

.

Mutaciones (1)

Mutaciones (1)

.


- Oh. Dios mío. Soy un monstruo ¿Que me está pasando? - pensó el gusano de seda.

.

.

.

Fantasma

Fantasma


Hace 4 años que murió P.
Casi 5.
Pero A todavía no ha juntado la suficiente fuerza para apretar una tecla y borrar su número de móvil.

.

.

.

Mínimo común divisor

Mínimo común divisor

. . .

Anoche, jugando, trazamos con tiza una linea en el suelo que dividió la casa exactamente por la mitad.
Media cocina, medio baño, medio comedor, medio dormitorio principal y las habitaciones de los niños repartidas, una para cada uno.
Fue muy divertido. Bebimos vino y entre risas juramos que nunca nos separaríamos.

Pero hoy me he despertado con resaca. Y me ha parecido que la linea se había movido.

.

.

.

Working class hero

Working class hero


Pobre Aurelio...
Trabajó como un animal
para vivir como un vegetal.

.

.

Veranito

Veranito


Por fin parece que va llegando en buen tiempo.

En fín.

(Iba a contaros algo, pero se me fué la cabeza).

Plan de fuga (5)

Plan de fuga (5)

- ¿No sabes lo que es el dinero?
- No.
- ¿Te estás burlando de mi?
- Pues no.
26 millones miró a Hijoputa a los ojos. Éste mantuvo la mirada.
- El dinero... es un invento que sirve para conseguir cosas.
- ¿Como un arma?
- No. No exactamente. Aunque si tienes dinero no necesitas armas. Y si tienes un arma puedes conseguir dinero. ¿Comprendes?
- No sé. ¿Y como se consigue el dinero?
- Normalmente te lo da alguien... a cambio de algo que es tuyo.
- No entiendo.
26 millones aminoró la marcha y detuvo el camión al costado de la carretera. Apagó el motor y las luces.
- Te lo explicaré mejor. Bájate los pantalones.

. . .

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

Aguas

Aguas

Dos gotas de agua se encuentran en una piscina.
- Nunca te había visto por aquí. ¿Tu de donde eres? - pregunta una de ellas.
- No soy de aquí. Nací en una manantial sin nombre del otro lado del mundo. Éste desembocó primero en un riachuelo muy pequeño, luego en un río torrencial y finalmente en el Océano Índico. No se estaba mal allí. Era un sitio espacioso y tranquilo. Pero el verano pasado hizo mucho calor y tuve que evaporarme. Luego viajé durante varios meses sin rumbo, en una nube empujada por diferentes vientos... Hasta que por fin, anoche, con la tormenta, llegué aquí.
- Pues lo siento. Pero aquí no nos gustan los extranjeros.

.

.

Plan de fuga (3)

Plan de fuga (3)


- Esto se pone interesante – pensó el Psiquiatra Jefe al leer el Informe del primer día.
“El sujeto se desdobla y crea otra identidad. De esta manera, eligiendo un nombre, CREE que rompe con su pasado y FANTASEA que es otra persona…”
- Hijoputa…- subrayó con rotulador rojo – Muy interesante…
--------------------------------------------------------
Pero, mientras tanto, nuestro amigo empezaba a darse cuenta que dentro y fuera de la cárcel la vida era muy diferente.. Por ejemplo, dentro comías 3 veces al día. (la comida era una mierda, es verdad, pero te quitaba el hambre). Fuera… ¿Dónde podría conseguir algo para echarse a la boca? Recordaba otra película en que unos fugitivos encontraban una granja con unos viejecitos, pero él, por ahora, no había visto ni un alma (aparte de los chicos del coche, pero esa historia no había terminado muy bien)…En fin. Empezaba a desconfiar de las películas.
Además, se había hecho ya de noche y tenía frío. Y sueño. Maldita sea. A esa hora él normalmente estaba durmiendo, ya que en la prisión apagaban las luces a las 23.30,
En esto estaba pensando cuando escuchó el ruido de un claxon y el chirrido de las ruedas de un camión de 4 ejes al frenar:
- ¡BOOOOOOOO BOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOO! ¡¡¡SCRIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIGGGGGGGGGGGGGGGHHHH!!!
- ¿Pero que haces, sunormal? ¿Cómo vas de noche por el medio de la carretera sin chaleco reflectante? Por poco te mando al otro barrio… - dijo el camionero.
- ¿Ba… barrio? – repitió el atolondrado.
- Anda sube, que te acerco.
Y así fue como nació una gran amistad.
- Yo soy Justo, pero me llaman 26 millones. ¿Y tu?

. . .

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres