Blogia
. . .

Nadie conoce a K.

Nadie conoce a K. Me desperté por la noche con la boca seca. Me levanté y me dirigí a la cocina para beber un poco de agua, pero en la oscuridad debí confundirme de puerta porque de pronto me encontré en la habitación de los niños. Sin encender la luz, sigilosamente, volví hacia atrás, pero en lugar de la puerta encontré unas escaleras, subí dos pisos y me encontré en otra habitación. Vacía, sin puertas ni ventanas. Entonces volví a bajar por la escalera, que se había vuelto flexible y circular (una escalera de las que llamamos “de caracol") di vueltas y vueltas hasta que un buen rato después llegué abajo, y allí estaba por fin la puerta de mi habitación. Pero había un guardia de seguridad que no me dejaba entrar.
- Es mi habitación. - le dije - Tengo que entrar.
Pero él no respondía. Se mantenía firme, bloqueando la puerta. Esperé un rato. Intenté colarme pero el cabrón era como una mole y ocupaba todo el espacio de la puerta. Era imposible entrar. Decidí llamar a la policía, pero al buscar el teléfono encontré otra habitación vacía, hexagonal, con seis puertas iguales, elegí una y entré. Encontré otra habitación hexagonal, pero ahora con seis ventanas. Elegí una, la atravesé y me encontré en una pequeña ciudad con una pequeña plaza en el centro, también hexagonal, por supuesto. Tenía una luminosidad extraña. Suave, crepuscular… Hermosa, pero tal vez algo triste.
Allí había una persona. Era un hombre muy muy viejo. O muy muy joven. No sé. Tenía tantas pero tantas arrugas en la cara que parecía no tener ninguna. De pronto, no pregunteis porque, pero lo reconocí. Era Franz Kafka.
- Creo que estoy perdido – le dije.
Y entonces me miró y sin abrir la boca dijo:
- ¿Y quién no?


¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

21 comentarios

son -

jaja, díselo a él que hasta ha probado transformarse en animales para encontrarse.

divine -

Ese no era Kafka. Kafka te hubiese convertido en un escarabajo pelotero. Sería otro K. Keanu Reeves, porque no me jodas, tu sueño es más rollo Matrix.

Awake -

¿Que te cobraran dos euros por cincuenta latas de calamares en salsa americana no te hizo sospechar nada?

la sombrilla insolada -

Y cuando hablabas de puertas y guardianes, yo pensaba "anda mira, que kafkiano es esto, mira, mira" Pero no hasta el punto de encontrármelo al final del texto.

Brillante.

nadie -

Presta atención a las cucarachas, que entre ellas también puede estar K!!!

maray -

que suerte tenés! yo por las noches, cuando me pongo a caminar haciendo compania a mi insonnia, no encuentro nada más que una o otra cucaracha y hormigas por la cocina...Tengo que dedetizar la casa...

carlos -

deja de comer almejas por la noche!!!

cámbiate al coliflor.

*

nadie -

Kaperuzita: Cuando la encuentre se va usted a enterar...
Verá que dientes mas grandes teeeeeeeeengo.

aberron -

Conozco un buen podólogo. al final todo suele ser cosa de los pies.

nadie -

Querido Aberron:
Me has dejado preocupado. A ver si al final voy a ser un personaje de una novela de Vilas Matas. Ya puestos preferiría una de Millás. No sé. Y suponiendo que tenga esa enfermedad... ¿A donde debería ir? ¿A un hospital o a una biblioteca?

aberron -

El Mal de Montano es una enfermedad gravísima y muy contagiosa (sobre todo últimamente por Internet). Consiste en relacionar enfermizamente cualquier acontecimiento de la vida con un libro, un autor o una cita literaria.

Pregunten a Vila Matas - por cierto, nadie, en su libro el portagonista sufre las visitas imaginarias de Kafka, Walser, Dickens...

Insisto: hágaselo mirar antes de que le pase lo que a mí.

kaperuzita -

No, no estoy perdida. Soy una perdida

kaperuzita -

Cáspita, por un momento, al ver el título de hoy, creí que a la que conocía era a mí...

Estoy perdida, encuéntreme

Julián -

No quería decir eso de forma anónima. Perdón

Anónimo -

habitaciones hexagonales, caracoles en forma de escalera, no estabas en tu casa sino en Francia. Por otro lado según los últimos sondeos Francia se decanta por la RANA, el caracol en segunda lugar y el pato ha sido descartado por ser ave.
Ah y me han sorprendido gratamente los conocimientos de francés de Nuala.

monica -

¿a ti no te suena lo de ir dejando miguitas de pan? ¿o es que se las comió Kafka?

Borjo -

IMPRESIONANTE!!!!
:D

Nuala -

Ni idea. ¿Será contagioso? ¿Una ETV - Enfermedad de Transmisión Virtual?

Nuala -

Ah, pues yo también le conozco: http://caramelitos.blogspot.com/?

Aun así sigo sin saber para qué necesita un castillo a un agrimensor.

nadie -

¿Mal de Montano?

aberron -

Está claro, nadie, si se te aparecen Dickerns y Kafka lo que tú tienes es el mal de Montano. Háztelo mirar.
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres